Saber de qué murió su abuelo podría salvarle la vida

El gobierno aconseja a los estadounidenses a conocer la historia médica de su familia

Por Karen Pallarito (Reportera de HealthDay)

LUNES 8 de noviembre (HealthDayNews/HispaniCare) -- Luego de que usted y su familia hayan terminado de degustar su segunda porción de puré de papas con salsa este Día de Acción de Gracias, podría ser una buena idea llevarse al Abuelo a una esquina aparte y preguntarle sobre su colesterol.

Las autoridades de salud de los EE.UU. no están instando a hacer esto por curiosidad, sino porque podría afectar directamente su propia salud: "Todos los estadounidenses, dicen, deben comenzar a trazar sus raíces médicas en esta temporada de fiestas. Pedir a sus parientes que aclaren las dudas sobre su historia médica familiar podría ser unas de las acciones más importantes que tome para predecir su riesgo de desarrollar enfermedades crónicas como enfermedades del corazón, apoplejía, diabetes y cáncer", apuntaron.
"Esta iniciativa se concentra en un sólo concepto: Conocer la historia de su familia le puede salvar la vida", apuntó el Dr. Richard H. Carmona, Cirujano General de los EE.UU. Con esta información en las manos, usted y su proveedor de atención sanitaria pueden trabajar juntos para asegurar que recibe las evaluaciones médicas apropiadas, así como atención preventiva, explicó.

Carmona se unió a varias autoridades del U.S. Department of Health and Human Services (HHS) en Washington el lunes para anunciar la "Iniciativa de la Historia Familiar" y para declarar este Día de Acción de Gracias como el primer "Día Nacional de la Historia Familiar" anual.

Una reciente encuesta llevada a cabo por los U.S. Centers for Disease Control and Prevention encontró que el 96 por ciento de los estadounidenses considera que conocer su historia familiar es importante para su salud. Pero sólo un tercio ha tratado de recolectar los datos y organizarlos de manera útil, apuntó el Dr. Muin Khoury, director de la Oficina de Genomia y Prevención de la Enfermedad de los CDC.

Para apoyar el esfuerzo, los HHS lanzaron una herramienta de computadora gratuita, llamada "My Family Health Portrait" (Retrato de la salud de mi familia), que organiza la información de salud clave en un formulario para imprimir que las personas pueden compartir con sus médicos. Otras 100,000 copias impresas, en inglés y español, estarán disponibles para las personas que no tienen acceso a una computadora o que no se sienten cómodas usando una.

"Puede que no sepa que el tío Juan tenía colesterol alto o que la tía María tenía baja densidad ósea", dijo Carmona, como un ejemplo. Pero una vez tenga esa información, puede comenzar a construir un retrato de salud que apunte a riesgos sanitarios futuros.

"Conocer su historia familiar le ofrece un vistazo a su propio genoma", añadió Carmona, que se describe a sí mismo como un "cirujano en recuperación", prevé que un día la información genómica será usada para detectar y tratar las enfermedades en sus etapas más precoces (quizás aún antes de que se necesite cirugía) y para crear planes de prevención de enfermedad individualizados.

Las autoridades sanitarias resaltaron que la herramienta en línea es privada. Ni los HHS ni ninguna otra entidad tendrían nunca acceso a la historia familiar de la persona. Sin embargo, cuando el paciente entrega esa información a su médico, eso comienza a hacer parte del registro médico de esa persona. Si bien las reglas federales de privacidad prohíben la distribución inapropiada de información sanitaria privada respecto a los pacientes involucrados en planes de salud grupales, existe una preocupación de que los detalles del registro de una persona podrían usarse para aumentar la prima o negar cobertura. El Congreso podría remediar tales huecos en el futuro.

Por el momento, la iniciativa de la historia familiar del gobierno tocó de manera particularmente fuerte a Russel Balmer, un nuevo padre de 30 años de edad con una historia médica muy accidentada.
Dirigiéndose a una conferencia de prensa el lunes, Balmer señaló que su propio padre murió luego de un ataque masivo al corazón a los 62. Su madre murió de cáncer de mama metastático. Su suegro fue víctima de la enfermedad de Alzheimer. El propio Balmer está ahora batallando el colesterol alto.

"Como podrá ver, tenemos causas para preocuparnos de la futura condición médica de nuestro hijo", señaló. Por el bien del pequeño Russ, de 4 meses de edad, la familia de Balmer reunirá los detalles médicos de sus parientes sanguíneos en esta temporada de fiestas. "Vamos a rellenar nuestra historia médica familiar. Animo a todo estadounidense a que haga lo mismo", dijo.

Tomado de la pagina http://www.healthfinder.gov/news/newsstory.asp?docID=522269, traducido por Ana Montalvo.


Compartir

Daniela Massolo

Mi nombre es Daniela Massolo y soy Profesora de Educación Especial. La Genealogía es una de mis pasiones, desde hace años me dedico a la búsqueda de mis antepasados y ayudo a otras personas en este hobby.
Soy webmaster y editora de los conenidos de estas páginas webs dedicadas a la genealogía:- Ancestros Italianos    - Genealogía Francesa   - Barcos e Inmigrantes

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios :

Publicar un comentario en la entrada